12 de diciembre de 2012

Cicatrices


Hoy os traigo unos consejos para evitar que nos queden cicatrices en la piel o, en su defecto, que su curación sea lo más rápida posible.

Este producto lo compré porque el anterior se me había acabado. Lo cierto, es que vale cualquier marca que te den en la farmacia. El anterior que tenía era muy pequeño, parecía como un stick para los labios. Este me gusta porque es más grande y se puede aplicar más veces. El primero que probé fue porque me había hecho una quemadura bastante grande en la mano con una plancha y lo que parecía que iba a ser una cicatriz de lo más horrible desapareció por completo, así que mi fe en estos productos es muy grande.

Este de aquí lo usé también para una cicatriz de quemadura, pero esta vez por culpa de un producto químico (siempre estoy con quemaduras). Me lo puse todos los días hasta que fue totalmente invisible. Por segunda vez, estos productos específicos me salvaron la piel (literalmente).

Cuando no hay forma de evitar que la luz del sol incida en nuestra piel herida, lo mejor que podemos hacer es comprar un protector solar con la mayor protección que encontremos. El que yo tengo para estos casos tiene un factor de protección de 90.

¿Cómo aplicamos este tratamiento?




En casa: Recomendaría que pusieseis una cantidad generosa de crema cicatrizante (como si fuese una mascarilla) y cuando se absorba volver a repetir la aplicación.

Fuera de casa: Primero se aplicaría la crema para cicatrices, se dejaría el tiempo necesario para sea absorbida por la piel (con esta crema es al instante) y después se pondría el protector solar.


Espero que este consejo os sirva para evitar las cicatrices.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por tu comentario.